PostHeaderIcon Bruce Willis, carisma natural

 

Hoy vamos a analizar a uno de esos iconos de hollywood en vías de extinción con el que hemos crecido toda una generación, el paradigma del anti-héroe, del humor chulo y sobre todo del tipo duro que al mismo tiempo nos parece frágil, cercano –y por ello más simpático- que el resto. Con ustedes Bruce Willis.

En lo puramente interpretativo, Bruce es hombre de un único registro que ha evolucionando con el paso de los años, pasando del humor chulo de la serie de televisión Luz de Luna a papeles de tipo duro tipo La Jungla de Cristal e intercalando matices más dramáticos que al comienzo de su carrera.

Sin embargo ¡que importa! Hay actores obcecados en querer demostrar que son buenos interpretando a cualquier personaje –unos lo consiguen y otros son penosos-, pero cuando vamos a ver una película de Bruce TODOS SABEMOS QUE VAMOS A ENCONTRARNOS ¡y por eso nos encanta!.

Humor Chulo bajo la luna

 

Luz de Luna fue un exitazo a nivel internacional y se emitió en los 80s en España en la misma época que otros clásicos como Canción Triste de Hill Street. Para los más jóvenes deciros que era una divertida serie de detectives repleta de diálogos llenos de tensión sexual y humor chulo entre sus protagonistas, y es una pena que aun no se halla editado en Dvd como otras series clásicas.

Las situaciones son muy del estilo Han Solo- Princesa Leia: ella es una mujer guapa y con clase y el un tipo corriente y con chispa que sabe mantenerse en su sitio y no dejarse utilizar por las “armas de mujer”. Eso genera entre ambos una enorme atracción mutua que precisamente fue lo que condujo al éxito de la serie –sin estos factores hubiese sido otra serie de detectives del montón-. Nos hubiese gustado mostraros alguna escena pero en el youtube no hemos encontrado nada en castellano.

De la Jungla al espacio –y más allá-

 
Pero el papel de su vida y el que marcaría futuros proyectos sería sin lugar a dudas el del detective John McClane en la saga  La Jungla de Cristal.

En la primera entrega daba vida a un policía de Chicago envuelto en una trama de secuestro dentro de un rascacielos en el que debía detener el solo a la banda de malhechores –mención aparte el excelente Alan Rickman como el cínico y sofisticado jefe de los terroristas, dando el contrapunto perfecto en los diálogos-

¿Por qué tuvo tanto éxito? Además de ser una obra maestra del cine de acción vimos algo nuevo, una faceta en su protagonista que no había sido abordada por otros “héroes de acción” que tan en boga estaban en aquella época y que creo que ha sido la clave del éxito de Bruce en todo lo demás que ha hecho hasta la fecha:

Un tipo ordinario haciendo cosas extraordinarias

A diferencia de Stallone o Schwarzenegger, Bruce Willis ha tenido que ser el doble de carismático para compensar la falta de músculo, y la clave para caer tan en gracia entre su público ha sido precisamente el sentirnos plenamente identificados por sus papeles de tipo normal metido en situaciones peligrosas:

-Es vulnerable: comparado con otros actores del cine acción siempre ha tenido un aspecto de persona más bien vulnerable -sin músculo, calvo- no obstante esto hace que a diferencia de los demás EL ESPECTADOR SE SIENTA MÁS IDENTIFICADO CON EL.

Si, hace cosas imposibles, se carga el solo a 500 malutos, pero también RECIBE PALOS, le hieren, comete errores, y al final de la peli siempre acaba hecho un poema de golpes, sangre y moratones. Ese sentimiento de fragilidad y riego por alguien cercano crea un sentimiento de afinidad en los espectadores masculinos y un sentimiento maternal en las mujeres.

-Es un perdedor: si os fijáis pocas veces se queda con la chica o consigue riqueza o reconocimiento por sus esfuerzos, de hecho no es raro que en sus papeles siempre sea un hombre divorciado o solitario con algún trabajo mal retribuido, lo que de nuevo aumenta el vínculo con el espectador.

A partir de  la Jungla y sobre todo en El último Boy Scout –Un clasicazo que no deberías perderos- o el mismo u otros personajes suelen criticarle por eso, por vivir por debajo de sus posibilidades, y su respuesta es siempre…

-Estoicismo: la capacidad de aceptar lo malo de la vida sin inmutarse ni dejar que ello cambie tus principios adquiere cotas sobre-humanas en los papeles de Bruce Willis.

 

Mientras cualquier otro se habría tirado por un barranco o se habría rendido, el siempre consigue llegar hasta el final, cueste lo que cueste y a costa de cualquier sacrificio personal gracias AL ENORME PODER DE NO TENER MIEDO A PERDER YA QUE NO TIENES NADA.

-Tiene principios: a pesar de todo lo anterior, el espectador intuye que en sus papeles Bruce es un hombre con un férreo código moral y que de hay saca la fuerza para ser duro y aguantar lo que le echen, algo imposible de encontrar en el mundo real.

Tal vez siempre sea un entrañable perdedor, un borracho, un poli fracasado, pero el resto de personajes de sus películas saben que pueden CONFIAR PLENAMENTE EN EL, y que cumplirá su palabra pese a todo.

-Humor chulo: como pasa con Indiana Jones sus personajes siempre tienen la frase perfecta en el momento oportuno –con las mujeres, con los malos, con sus superiores-  a lo largo de sus películas Bruce ha dejado para la posteridad infinidad de perlas de las que cualquier aprendiz de seductor puede tomar buena nota.

 

¿Y el futuro?

Es una pena que como todo ser humano los años comiencen a hacer mella en el y no esté tan activo como en décadas anteriores.

Para colmo los nuevos héroes de acción no están a la altura –a nivel de carisma- como los clásicos, y ahora las pelis de tiros son ensaladas de kung-fu imposible, efectos a lo playstation por un tubo y protagonistas metrosexuales y casi perfectos que no puedes creerte de ninguna de las maneras.

Algunos sacrílegos afirman que un tal Jason Statham (Transporter, Snatch Cerdos y Diamantes) es el nuevo Bruce ¡ni de coña! Ha hecho papeles divertidos y estamos seguros que algún día encontrará su propio estilo, pero mientras el viejo perdedor siga vivo nadie le va a quitar ni su puesto ni sus méritos. Gracias por todos los buenos momentos que nos has dado.

¿Que os parece a vosotros? ¿Con cual de sus peliculas os quedais? ¿Recordais alguna escena o frase que os quedara especialmente marcada? 

POSTS RELACIONADOS:

1. El Amigo Soltero

2. La calvície, tratamiento y psicología

3. 10 Cosas que repugnan a las chicas

 
!SUSCRÍBETE YA A APRENDE SEDUCCIÓN!

!RECIBE CÓMODAMENTE EN TU MAIL LOS NUEVOS POSTS!

6 comentarios para “Bruce Willis, carisma natural”

  • Tito says:

    “si me tocas, te mato” El último boyscout.

  • tsensuhor says:

    El humor chulo es fácil cuando se tiene un equipo de guionistas que escriben la situación perfecta para que tu frase cuadre a la perfección y al final escriben: “Y al final la chica se enamora perdidamente de el…”.

  • Indiana says:

    Me ha encantao el post; hoy en d’ia la gente q se cree q sabe de cine, solo sabe hablar de Almodovar o de Bardem.

    De todos modos, sigo pensando q mas carism’atico q Harrison Ford, no hay nadie!

  • aprendeseduccion says:

    Gracias Tito, he añadido el video en donde sale esa célebre frase.

    Y también gracias a ti Indiana. Es gracioso que digas esto porque en su época Shakespeare era puro teatro de evasión, e hiban a ver sus obras gente de todas las condiciones sociales e intelectuales mientras que ahora es terreno acotado para “elites” y “entendidos”.

    Espero que dentro de unos siglos alguien ponga las cosas en su lugar.

  • Estoy con Tito: “si me tocas, te mato”. La acción acompaña a las palabras 🙂

  • Carlos says:

    “SI LE PEGAS A ALGUIEN CON UNA TABLA DE SURF TIENES QUE DECIRLE ALGO ACTUAL COMO…SUBIÒ LA MAREA HERMANO…”

  • El Gato en el Tejado says:

    ¿y que tal en su papel de asesino de clase mundial en El Caso Slevin? Simplemente genial!!

Deja un comentario

Canal Youtube
Suscripción por correo

Escribe aquí tu email y recibe automáticamente los nuevos artículos:

Delivered by FeedBurner

Archivos